Una vez más, la Red Nacional de Metástasis Cerebral (Renacer) demuestra lo importante que es unir las bases moleculares del cáncer y la clínica: un equipo devastador contra el cáncer. La colaboración entre el investigador Dr. Manuel Valiente y su equipo, en el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), y diferentes hospitales como el Hospital 12 de Octubre, el Hospital La Princesa, el Hospital Álvaro Cunqueiro, el Hospital Universitario de Burgos, La Unidad de Investigación y Complejo Hospitalario Universitario de Albacete y el Hospital Universitario de Bellvitge, ha dado lugar a un nuevo y sorprendente método que puede mejorar significativamente el pronóstico de los pacientes con metástasis cerebrales.

Frustrantemente, el cáncer de pulmón, mama y piel tienen una mala prognosis cuando hacen metástasis al cerebro porque no existen terapias efectivas. Cuando se identifican, es un momento devastador para los médicos, las familias y los pacientes. Es un escenario muy complejo ya que no es suficiente con atacar las células cancerosas; dirigir el ataque a su interacción con su microambiente ha demostrado ser esencial. Actualmente, los modelos animales están permitiendo estudiar nuevas terapias personalizadas en el contexto de la toxicidad asociada, pero cuando dan resultados, suele ser demasiado tarde para el paciente.

METPlatform, es un método novedoso diseñado por el Dr. Manuel Valiente y su grupo, que permite testar múltiples fármacos y sus combinaciones en muestras obtenidas directamente de biopsias. La muestra se obtiene en el hospital y se cultiva en el laboratorio ex vivo, donde tan sólo en 7 días, se prueban múltiples potenciales fármacos terapéuticos. Este método no solo permite determinar qué tratamiento será efectivo para eliminar la metástasis cerebral de cada paciente, sino que también se puede implementar a gran escala porque es fácil y económico.

Este método ya ha identificado nuevos biomarcadores para metástasis cerebrales. El Dr. Valiente ya ha publicado en EMBO Molecular Medicine posibles dianas, como la proteína de choque térmico 90 (HSP90), fundamental para la estabilización de un gran número de proteínas necesarias para el crecimiento tumoral y que ha sido identificada como un mal pronóstico de metástasis cerebrales. En consecuencia, los inhibidores de HSP90 podrían ser una novedosa potencial terapia para ciertos casos.